INGREDIENTES

1 frasco de champiñones Viter

1 frasco de Pimientos asados Gvtarra

1 pimiento verde

1 calabacín pequeño

1 cebolla

8 huevos

8 rebanadas de pan de molde

Aceite de oliva virgen

3 cucharaditas de mantequilla

CÓMO PREPARARLO

PASO 1
Cortar los champiñones en láminas; y, en trocitos, los pimientos, el calabacín y la cebolla. En una sartén a fuego medio y con tres cucharadas de aceite, echamos la cebolla y la freímos hasta que quede transparente. Después añadimos los pimientos y el calabacín y, al final, los champiñones. Salpimentamos al gusto y dejamos todas las verduras sobre papel de cocina absorbente, para eliminar la grasa sobrante. Reservar.

PASO 2
Cortar en círculo las rebanadas de pan (con cortapastas o con un vaso ancho). En una sartén fundir la mantequilla y dorar en ella el pan por ambas caras.

PASO 3
Para freír los huevos, seguir este proceso con cada uno de ellos. Cascar el huevo sobre un tazón o un plato hondo (así evitaremos echar alguno roto directamente a la sartén y manchar el aceite). En una sartén pequeña y honda, llena con 3 centímetros de aceite humeante, echamos el huevo con cuidado en el centro y después bajamos el fuego para que no se queme el aceite. (Si preferimos que la yema quede bien visible, que el huevo frito no quede tipo “buñuelo”, debemos echar menos aceite en la sartén, a menor temperatura, y con la espumadera salpicaremos de aceite la clara. La tercera manera, el hacer bien la yema es con menos aceite todavía, y dando la vuelta al huevo frito en la sartén, para que se haga más la yema). Cuando las puntillas empiecen a tomar color, debemos sacarlo con la espumadera y escurrir el aceite.

PASO 4
Para presentar esta receta, usaremos el pan como base. Encima pondremos las verduras y rematándolo todo, el huevo.