INGREDIENTES

1 frasco de Puerros Gvtarra

2 lomos de salmón (300 g)

1 copa de cava

½ vaso de nata líquida

1 cucharadita de Maizena

2 cucharadas de aceite de oliva

Pimienta blanca

Sal

- Para la mayonesa:

½ vaso (1 dl) de aceite de girasol

2 yemas de huevo

Cebollino

- Para la decoración:

Semillas de amapola

Pimienta rosa

CÓMO PREPARARLO

PASO 1
En una cazuela baja reducimos la copa de cava durante 3 minutos a fuego medio.

PASO 2
En una sartén antiadherente calentamos 2 cucharadas de aceite de oliva. Salpimentamos los dos lomos de salmón y los colocamos en la sartén por la parte de la piel. Freímos durante 2 minutos a fuego medio-fuerte para que la piel se tueste.

PASO 3
Añadimos a la reducción de cava 1/2 vaso de nata líquida y la mitad del caldo del frasco de puerros. Removemos hasta que reduzca (unos 3-4 minutos).

PASO 4
Sacamos el salmón y lo reservamos. Con la ayuda de una espátula desprendemos la piel del salmón con cuidado para que no se rompa. Colocamos la piel en la sartén por el lado sin tostar.

PASO 5
Disolvemos media cucharada de maizena en agua y la añadimos a la crema de cava. Sazonamos. Sacamos de la sartén la piel tostada y la reservamos.

PASO 6
Colocamos los lomos de salmón sobre la crema de cava por la parte cruda.

PASO 7
Cortamos 1 puerro por la mitad longitudinalmente y disponemos cada mitad sobre cada lomo. Seguimos cocinando a fuego medio. Cortamos la piel del salmón en diagonal y la reservamos.

PASO 8
Preparamos la mayonesa de cebollino: es importante que antes de empezar, los huevos estén a temperatura ambiente. Utilizaremos solo las yemas para que al gratinar la mayonesa dore mejor. Añadimos el cebollino picado, una pizca de sal y dos cucharadas del caldo de los puerros. Con la batidora al mínimo, montamos las yemas añadiendo el aceite de girasol poco a poco.

PASO 9
Cubrimos con la mayonesa de cebollino los lomos de salmón con los puerros. Hervimos durante 3 minutos. Con el horno en posición grill precalentado a 200º, gratinamos durante 2 minutos.

PASO 10
Para servirlo, podemos decorarlo con semillas de amapola y pimienta rosa. Finalmente, colocamos la piel de salmón tostada a modo de crujiente.